Aunque no vengo preparada

bra

Por @alejandr4garcia

El caso es que se me ocurrió abrir esta página y ahora tengo que explicar de qué se trata y qué tenía en la cabeza cuando decidí hacerlo y todo eso. Y aunque no vengo preparada *voz de Miss Simpatía* aquí les voy.

Lo más sencillo sería confesar de entrada que soy bien de esas, que me encanta el sexo y que, en general, soy una caliente de lo peor. Y es verdad que disfruto mucho mi vida sexual y todo lo que tiene que ver con el erotismo. No tengo prejuicios al respecto: la lujuria es mi pecado favorito. Pero lo que me animó a abrir este sitio es algo más complicado.

Poco antes de la edad de la punzada descubrí casualmente, en el estante más alto del librero familiar, cierto manual de educación sexual ilustrado, muy coqueto. Al principio, claro, me impactaron las imágenes, que fueron mi primera entrada a ese mundo adulto desconocido para mí (por supuesto ya tenía vagas nociones sobre el modo en que se aparean los seres humanos, sin embargo aún no había, por así decirlo, atado todos los cabos). Después de hojear el manualito, con creciente interés, se me ocurrió que en el librero habría, seguramente, otros libros escondidos, colocados fuera de mi alcance y de esa manera prohibidos para mí.

Así que me trepé a un sillón y pues sí, voilà: en el estante superior había una pequeña colección de libritos prohibidos. Instintivamente elegí uno, de cuyo nombre no puedo acordarme, o tal vez no quiero –un caso para el doctor Freud–. El asunto es que empecé a leer aquel libro y ocurrió algo extraño. Recuerdo que contaba una historia muy loca, de una muchacha que era acosada por su padrastro. De pronto todo daba un giro y terminaban en la cama. Era como Caperucita sometida por el lobo, pero a Caperucita le gustaba.

Las palabras pueden acariciarte como una mano, hacerte cosquillas, golpearte como un látigo, quién sabe qué más pueden hacerte. A medida que pasaba las frases, descubría que la lectura me proporcionaba un placer nuevo, era como ser cortejada por un personaje de ficción que me hablaba en un lenguaje misterioso, y que terminaba encandilándome a base de voluptuosidad, encanto y sentimiento. Palabras como “clítoris”, “delta de venus” o “fornicación”, leídas por primera vez, me daban una sensación similar a esa cosquilla vivaz que se siente cuando las mariposas revolotean entre tus piernas en el momento en que se acerca alguien que te gusta.

A partir de ahí comencé a frecuentar el librero y durante una temporada me iba cada noche a la cama con un secreto nuevo y una multitud de sensaciones placenteras. El erotismo, la perversión y las palabras han estado desde entonces íntimamente ligadas en mi vida. Cuando por fin llegó mi debut en el escenario del placer, confirmé lo que sabía desde hace tiempo: coger es celebrar la existencia. Y yo tengo mucho que celebrar.

De eso, principalmente, se tratará este tugurio que llamo El Revolcadero, al que he invitado a un grupo de amig@s a colaborar. Erotismo y escritura –coger, pues–. Claro que también abordaremos otros temas (música, antros, moda, sociales, política y otras fruslerías que mueven al mundo), para que no vayan a creer que soy una maniática poseída por un pernicioso furor uterino que sólo piensa en sexo (sí soy). Esperamos recibir sus comments, mentadas, colaboraciones o lo que quieran enviarnos. He organizado las secciones del blog a la manera de las habitaciones de la casa. Entren si les parece, la única regla es que las inhibiciones se quedan en la puerta…

Anuncios

14 comentarios en “Aunque no vengo preparada

  1. Hola.
    Es muy común que los hombres seamos más expresivos con respecto a la sexualidad (incluso lo festejamos entre nosotros), el problema es que lo hecemos de manera directa y poco creativa,
    Mi primer acercamiento al tema también fue por culpa de un libro mal disimulado en casa, y a partir de ahí he buscado acrecentar mis conocimientos bajo la tesis de que entre mayor sea el disfrute de la otra persona, la paso mejor yo. Al final descubrí que las mujeres son las que redactan los mejores textos, los más sensuales y la mejor fuente de información para sacarnos un diez en la cama, silla, mesa, piso, etc con ustedes.
    Tu idea es genial, pues auque el género femenino cada vez es más abierto a estos tópicos, aún es raro encontrar una mujer que lo escriba de tal manera.
    Estaré pendiente de las habitaciones conforme estén disponibles, seguro habrá muchas sorpresas escondidas por aquí.

  2. Woow aun soy un poco joven (15años) y me interesaria sobre el tema de la sexualidad y todo lo que tiene que ver, he leido una novela es un poco pervertida y me encanto cada parte y me he interesado mucho sobre ese tema..

  3. K buena página ale la visitaremos todos los dias es muy bueno poder tener un lugar donde expresar lo k sientes acerca de algo k es x la sociedad muy privado

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s